LUIS MUÑOZ

Artesano en Madera | Madera | Chiloé | Chile insular | Sur de Chile

“Soy un convencido de que los oficios chilotes nacieron como respuesta a una necesidad y son herencia de nuestros antepasados”, dice Luis Muñoz, artesano en madera. Oriundo de Curaco de Vélez, localidad que queda en la Isla de Quinchao, frente a la Isla Grande. Luis aprendió a tallar en madera de niño, observando a su papá. “El entorno ofrece mucho en Chiloé, porque uno crece rodeado de mucho verde y un paisaje que genera en uno un grado de conciencia que nos lleva a trabajar con la materia prima que tienes a mano y no incurrir en otros gastos”, dice. De hecho, Luis solo trabaja con maderas muertas, que recoge en los bosques de Quinchao, en la orilla de la playa o las compra en la Isla Grande.
A sus 43 años, es portador de un conocimiento único y no quiere que se pierda. Por eso, asegura, lo que más le entusiasma de dictar talleres es “interactuar con la gente, sensibilizarla, generar una emoción en ellos, porque siempre pienso que quizás así alguien va a querer continuar con este oficio”.